La corrección en la escritura es uno de los parámetros que presiden La Bitácora del Tigre, desde sus primeros balbuceos en la blogosfera. Los editores o clientes para blogs que incorporan diccionarios ortográficos, y el propio corrector de Firefox son, a este respecto, de gran ayuda, pero resulta de todo punto evidente que aun el bloguero más cuidadoso con su propia redacción no puede evitar que, de vez en cuando, se le escape un borrón digital, o que sus comentaristas cometan un desliz.

Hace ya tiempo que, para prevenir en lo posible los errores y las faltas de ortografía en los comentarios, incorporé al blog una extensión (Live Comment Preview) destinada a que los comentaristas pudieran comprobar los resultados de su escritura antes de hacer clic sobre el botón Enviar comentario. No obstante, echaba en falta herramientas más contundentes, y a tal efecto fui probando varias extensiones, casi siempre con resultados dudosos o poco presentables.

Hasta esta mañana, fecha en que instalé el plugin WP Ajax Edit Comments, de Ronald Huereca, que entre otras muchas funciones (la mayoría destinadas al administrador) ofrece a los comentaristas la posibilidad de volver sobre sus comentarios y editarlos durante un lapso determinado (yo lo he fijado en quince minutos). No es necesario ponderar las ventajas que esta función ofrece a quienes desean que sus textos se muestren impolutos ante la audiencia.

El plugin me ha dado algún problema con el interfaz de edición en AJAX, que se negaba a funcionar correctamente hasta que en la página de opciones he marcado la opción de desactivar los gravatars. Más vale que La Bitácora del Tigre no utiliza los gravatars estándar de WordPress, sino la extensión Ravatar (véase, a este respecto, el artículo Avatars, gravatars, wavatars, ravatars, identicons, monsterids, sin duda el de título más extraño de todo el blog), porque si no hubiera tenido que optar entre la edición interactiva de los comentarios o los iconos que identifican a los comentaristas.

Y, por cierto, abusando de su paciencia, ruego a mis visitantes habituales que escriban algún comentario y prueben a editarlo (sí, ya sé que hay cosas mucho mejores que hacer durante las bien ganadas vacaciones), a ver qué tal funciona en sus navegadores. Yo he probado el plugin en Firefox 3, Internet Explorer 7, Flock 1.1.1, Safari 3.1 y Opera 9.51 para Windows, y en todos ellos va bien, pero, como decía el clásico, hay más cosas entre el cielo y la tierra que las caben en mi pequeña filosofía informática.